Mariano Aguilera E7-36 y La Pradera. Quito, Ecuador.

Innovando con SAFI nació de la necesidad de informar a nuestros clientes y público en general sobre temas de: Administración, Tecnología, Negocios, Novedades y Entrevistas con el objetivo de mantenerles informados a cualquier hora y desde cualquier lugar.

Hoy hablaremos sobre el estrés laboral.

Les invitamos a escucharnos todos los miércoles a las 8 de la mañana en Spotify, IVOOX y otros Podcatchers.

Hoy en día, el estrés laboral es uno de los problemas de salud a los que se está prestando mayor atención. Esto se debe a que cada vez conocemos más sobre la magnitud e importancia de sus consecuencias. El estilo de vida actual ha convertido al estrés en una de las principales enfermedades laborales. Esto no solo se traduce en una disminución del desempeño de la persona en el trabajo, sino que también afecta su vida en diferentes niveles. Esta patología se da principalmente entre los 25 y los 40 años, tanto en hombres como en mujeres.

¿Qué es el estrés laboral?

El estrés se define como una reacción fisiológica del organismo ante una situación que la persona percibe como amenazante. Cuando esta respuesta natural aparece en exceso, se produce una sobrecarga de tensión que repercute en todo el organismo, y provoca la aparición de enfermedades y alteraciones de la salud que impiden el normal desarrollo y funcionamiento del cuerpo humano.

También puede considerarse como una reacción que puede tener el individuo ante exigencias y presiones laborales que no se ajustan a sus conocimientos y capacidades, y que ponen a prueba su capacidad para afrontar la situación.

¿Por qué se produce el estrés?

Aunque el estrés puede producirse en situaciones laborales muy diversas, a menudo se agrava cuando el empleado siente que no recibe suficiente apoyo de sus supervisores y colegas, y cuando tiene un control limitado sobre su trabajo o la forma en que se puede hacer frente a las exigencias y presiones laborales. A menudo existe confusión entre presión o reto y estrés, y a veces se utiliza para disculpar prácticas gerenciales inadecuadas.

Debido a las exigencias del entorno laboral de hoy, es inevitable que exista presión en el trabajo. Un nivel de presión que el trabajador considere aceptable puede incluso mantenerlo alerta, motivado y en condiciones de trabajar y aprender, dependiendo de los recursos de que disponga y de sus características personales. El estrés aparece cuando esa presión se hace excesiva o difícil de controlar

¿Qué tipos de estrés existen?

Es importante conocer que el estrés laboral puede ser positivo o negativo (Kung y Chan, 2014). Existen 2 tipos de estrés conocidos:

  • Estrés laboral positivo (EUSTRES): Es el fenómeno que se presenta cuando las personas reaccionan de manera positiva, creativa y afirmativa frente a una determinada circunstancia lo cual les permite resolver de manera objetiva las dificultades que se presentan en la vida y de esta forma desarrollar sus capacidades y destrezas.
  • Estrés laboral negativo (DISTRES): se da cuando las demandas del medio son excesivas, intensas y/o prolongadas, y superan la capacidad de resistencia y de adaptación del organismo de un individuo, se pasa al estado de distrés o mal estrés.

¿Qué tipo respuestas del estrés laboral existen?

Las reacciones del trabajador frente al estrés pueden incluir respuestas fisiológicas, emocionales, cognitivas y conductuales:

  1. Reacciones fisiológicas: aumento del ritmo cardiaco, de la presión sanguínea y de la tensión muscular, sudoración, incremento de la producción y secreción de adrenalina, y respiración superficial con mayor frecuencia. Tener dificultades para dormir. Sentirse cansado, deprimido e intranquilo. Trastornos digestivos, dolor de cabeza. Trastornos músculo- esqueléticos (como lumbalgias y trastornos de los miembros superiores)
  2. Reacciones emocionales: miedo, irritabilidad. humor depresivo, ansiedad, enojo y motivación disminuida.
  3. Reacciones cognitivas: atención disminuida, reducción de campo de percepción, olvidos, pensamientos menos efectivos, reducción de la capacidad de solucionar problemas y de aprendizaje. Además, puede ser tener dificultades para pensar con lógica y tomar decisiones
  4. Reacciones conductuales: disminución de la productividad, mayor consumo de cigarrillos, drogas y alcohol y cometer errores. Pue ser también Disfrutar cada vez menos de su trabajo y sentirse cada vez menos comprometido con este.

¿Qué produce el estrés laboral?

Los factores en el ambiente laboral son un aspecto que el trabajador percibe como nocivo y de carácter crónico, sintiéndolo como ‘una amenaza’ que desencadena un conjunto de reacciones fisiológicas y psicológicas.

  • Ambiente físico de trabajo y contenidos del puesto que se desempeña.
  • Desempeño de tareas, relaciones interpersonales y desarrollo de la carrera.
  • Nuevas tecnologías y otros aspectos organizacionales.
  • Relaciones trabajo-familia (ambos aspectos no se compaginan).

Los profesionales con más tendencia a estresarse por el trabajo son personas empáticas, sensibles, ‘humanas’, con dedicación profesional excesiva, idealistas, altruistas, obsesivas, entusiastas, proclives a las enfermedades coronarias y a las alteraciones cardiovasculares, y susceptibles de identificarse excesivamente con los demás.

¿Qué efectos tiene el estrés laboral?

  • Descenso acentuado del rendimiento y la productividad
  • Absentismo
  • Alta rotación de empleados, lo que impide que se genere una cultura organizativa favorable
  • Disminución en la calidad del servicio/producto
  • Menos dedicación al trabajo
  • Aumento de las prácticas laborales poco seguras y de las tasas de accidentes
  • Aumento de las quejas de usuarios y clientes
  • Efectos negativos en el reclutamiento de personal
  • Aumento de los problemas legales ante las demandas presentadas y las acciones legales emprendidas por trabajadores que sufren estrés.
  • Deterioro de la imagen institucional tanto entre sus empleados como de cara al exterior.

¿Cómo detectar el estrés laboral?

Fundamentalmente, hay tres maneras en que los empleadores pueden detectar tempranamente la existencia de problemas y evitar que se agraven. Estas figuran a continuación:

Detección temprana y prevención de problemas asociados al estrés laboral:

  • Vigilar con regularidad el grado de satisfacción y la salud del personal.
  • Asegurarse de que los empleados saben a quién dirigirse para hablar de sus problemas.
  • Saber dirigir a los empleados para que reciban ayuda profesional cuando parezca que están atravesando dificultades serias. Las empresas pequeñas quizás deberían enviar a sus empleados en primer lugar a su médico generalista, mientras que es posible que las empresas grandes dispongan de su propio servicio de salud ocupacional o de un programa de asistencia al empleado.

¿Cómo prevenir el estrés laboral?

Afortunadamente, se conoce bien medidas que funcionan a la hora de prevenir el estrés laboral. Algunas de ellas son:

  • Dieta equilibrada. Esto es imprescindible.
  • Ejercicio físico regular.
  • Desconectarse completamente del trabajo una vez que salimos de la oficina.
  • Tratar de acostarse siempre a la misma hora y no dormir menos de seis horas.
  • Siempre que se pueda, tomarse un respiro, por medio de unas vacaciones. Pueden ser cortas, puede tratarse de una escapada de la ciudad cualquier fin de semana.

Hemos visto las graves consecuencias que para las empresas puede significar que sus empleados sufran de estrés laboral. Resulta vital para el buen funcionamiento de la empresa que sus empleados estén satisfechos, así que a todos los empresarios les conviene estar atentos a este problema. Es obligación de los directivos cuidar de la salud ocupacional de sus trabajadores. Y el estrés laboral es una realidad mucho más común y peligrosa de lo que pensamos.

¿Qué pueden hacer las empresas para evitar el estrés laboral?

Existen algunas recomendaciones que se pueden poner en práctica dentro de las empresas para evitar el burnout. Revisemos algunas de ellas.

  • Modificación de las exigencias laborales (por ejemplo, cambiando la forma en que se realiza el trabajo, modificando el entorno laboral o repartiendo de manera diferente la carga de trabajo)
  • Asegurarse de que los empleados tengan o puedan adquirir los conocimientos y capacidades necesarios para desempeñar sus funciones de manera eficaz (por ejemplo, seleccionando y formando al personal de forma adecuada y examinando periódicamente los progresos realizados)
  • Aumento del control que ejerce el empleado sobre la forma en que realiza su trabajo (por ejemplo, con la introducción de horarios flexibles, puestos de trabajo compartidos y más consultas sobre las prácticas laborales)
  • Aumento de la calidad y cantidad de apoyo que recibe el empleado (por ejemplo, mediante la introducción de programas de capacitación en gestión de recursos humanos destinados a supervisores, permitiendo la interacción entre empleados y fomentando la cooperación y el trabajo en equipo)
  • Capacitación en gestión del estrés: una medida puede ser Pedir a los empleados que asistan a cursos de relajación, gestión del tiempo o reafirmación personal, o que hagan ejercicio.
  • Ergonomía y diseño ambiental: es importante Mejorar el equipamiento que se utiliza en el trabajo y las condiciones físicas del trabajo.
  • Perfeccionamiento de la gestión: se debe Mejorar la actitud del personal directivo con respecto al estrés laboral, sus conocimientos y comprensión del mismo, y su capacidad para afrontar la cuestión de la forma más eficaz posible.
  • Perfeccionamiento institucional: Además es importante Poner en marcha mejores sistemas de trabajo y de gestión. Cree una cultura más cordial, basada en el apoyo.

¿Qué pueden hacer los trabajadores para combatir el estrés laboral?

Existen algunas recomendaciones que pueden realizar los trabajadores para evitar el estrés laboral en las empresas. Revisemos algunas de ellas.

  1. Establecer buenas relaciones con los compañeros. Sentirse valorado por los compañeros, apoyado en los momentos difíciles, sentirse entendido ante las dificultades, es la herramienta para tolerar mejor lo que nos sobrepasa. Si lleva un equipo de personas, fomente las buenas relaciones, es importante establecer un buen clima de trabajo entre todas ellas.
  2. Organizar las actividades. Si lleva un equipo de personas, para trabajar bien, las herramientas que usan para trabajar deben estar en condiciones, el espacio debe estar ordenado, las cosas deben estar en su lugar. Valores como el cumplimiento de plazos, la puntualidad, el orden, etc. son necesarios para trabajar bien.
  3. Espacio de trabajo debe ser operativo. No todo el mundo trabaja bien con el mismo nivel de orden. Por esta razón, es importante mantener las cosas ordenadas para encontrar la información cada vez que la necesita. El tiempo dedicado a buscar cuando no encontramos las cosas es un tiempo que nos avisa de algo susceptible de mejora.
  4. Delegar las actividades. Si usted está sobrecargado de tareas, una opción para tener una lista menos cargada es delegar. Tenga en cuenta que debe delegar en alguien que tenga ganas de hacer el trabajo propuesto, tiempo, capacidad y conocimientos. Y cuando delegue, valore si hay que decir cómo hacer las cosas.
  5. Poner límites. Expresar en el momento oportuno, a la persona indicada y de una manera respetuosa lo que nos ha molestado nos ayuda a sentirnos bien con nosotros mismos y al mismo tiempo intenta no incomodar a nuestro interlocutor. Conviene tener claro también que ser asertivos no asegura que el otro se tome bien lo que decimos.
  6. Respire conscientemente. Respirar es necesario para vivir, pero si respiramos mejor, viviremos mejor. Si practicamos esta respiración tendremos menos ansiedad, menos depresión, menos fatiga y contribuiremos a que las células de nuestro organismo oxigenen mejor.
  7. Hacer ejercicio. El ejercicio ayuda a que se liberen endorfinas, un opiáceo endógeno que ayuda a que nos sintamos mejor emocionalmente y físicamente, así que es una forma natural de tratar de sentirse bien.
  8. Haga menos cosas. Revisar la agenda, los compromisos, hablar con sus compañeros, colaboradores, pareja, amigos, conocidos y dejar de hacer algunas de las cosas que le causan estrés.

¿Cómo enfrentar el estrés laboral durante el Covid-19?

En la situación que nos encontramos actualmente y en el confinamiento en el que hemos estado en los 2 últimos meses, ha cambiado la manera en que las empresas y personas trabajan y se puso en práctica el teletrabajo. La emergencia sanitaria frente al Covid-19 puede ocasionar daños en la salud mental de los trabajadores como estrés o ansiedad.

¿Qué pueden hacer las empresas ante el Covid-19?

Especialistas sugieren que el cuidado de la salud mental de los trabajadores es algo paralelo a las medidas de mitigación que se están tomando en los centros de trabajo para prevenir el contagio. Se pueden realizar:

  • Campañas de sensibilización, talleres para tratar de establecer estrategias de resiliencia organizacional para que la gente pueda controlar la ansiedad y el estrés.
  • Promover ejercicios de estiramiento y respiración.
  • Meditación para ayudar al flujo sanguíneo, tensión, enfoque, memoria y al sistema inmunológico
  • Hacer videollamadas o videoconferencias, frecuentes, pero no diarias, puede ayudar a las empresas a saber cómo se sienten sus colaboradores y qué necesitan.
  • Dedicarle un espacio especial y charlar de la mejor manera, con frases como: todos estamos pasando por lo mismo, todos tenemos que ser empáticos y yo entiendo perfectamente el encierro, date un espacio ahorita, ponte a hacer algo que te guste son de mucha ayuda.

¿Qué pueden hacer los trabajadores ante el estrés laboral en el Covid-19?

  • Meditar y hacer ejercicio, tomarse espacios entre las actividades para despejar la mente es importante.
  • Planificar los días, considerando algunas de las siguientes alternativas:
      • No estar frente a la computadora en todo momento
      • Tener pausas activas al menos cada 30 minutos
      • Tener un lugar cómodo para relajarse
      • Cambiarse de ropa para trabajar, no quedarse en pijama.
      • Asignar un espacio de trabajo
      • Evitar atender varias cosas a la vez.

¿Qué hace SAFI ERP para evitar el estrés laboral? 

  • Nuestra organización siempre está pendiente de cómo se sienten sus colaboradores y en caso de que necesiten, se brinda toda la ayuda que podemos ofrecer.
  • Mantenemos el espacio de trabajo limpio y desinfectado buscando que los colaboradores se sientan a gusto con su puesto de trabajo.
  • En caso de que algún implemento de trabajo este dañado o en mal estado, se hace un reemplazo inmediato.
  • Hemos realizado remodelaciones y reubicaciones de las estaciones de trabajo para que los colaboradores se sientan a gusto.
  • Continuamente tenemos reuniones con los trabajadores para que expongan sus puntos de vista y nuevas ideas para seguir mejorando.
  • Realizamos actividades con la participación de todos los colaboradores y fomentamos las pausas activas en las mañanas y en las tardes.

 Las empresas deben considerar que los trabajadores están inmersos día a día a diversas presiones por cumplir su trabajo en tiempo y forma y al mismo tiempo efectuarlas correctamente, lo cual conlleva a sufrir estrés, es allí donde se debe de poner un especial cuidado para que el rendimiento de cada trabajador sea el adecuado y así alcance cada una de sus metas.

 El estrés es una enfermedad que aqueja a la mayoría de los trabajadores hoy en día, ya que cada individuo es sometido a diversos tipos de presiones y situaciones ya sea dentro o fuera del ámbito laboral que afectan directamente al rendimiento de cada uno. Las empresas tienden a someter a cada empleado en diversas situaciones que pueden dificultar el trabajo llevándolo a una situación de estrés por no poder realizar sus tareas diarias correctamente. Por eso es importante poder identificar este tipo de situaciones para poder atacarlas y tener una mayor eficiencia en las tareas diarias y al mismo tiempo aumentar la productividad del trabajador.

 Les invitamos a que nos dejen sus comentarios y sugerencias de qué temas les gustaría que tratemos en los siguientes podcasts.

Nos vemos el próximo miércoles con más de Innovando con SAFI

Un Abrazo,

Carolina y Claudia

Por la Emergencia de Covid-19, nos encontramos atendiendo al público mediante este CHAT de la página web, email (info@safi.com.ec) y nuestras redes sociales (Facebook, Twitter, LinkedIn) búscanos como SAFI ERP.